Espectacular homenaje a Tarragó Ros, a 40 años de su fallecimiento

Pasadas las 19hs de este domingo 15 de abril, se comenzó con el festival organizado por la Municipalidad de Curuzú Cuatiá, mediante la Dirección de Cultura y Turismo, en la casa natal del músico curuzucuateño, actual museo que lleva su nombre, donde desfilaron por el escenario, más de una decena de músicos que mantienen vivo el estilo tarragosero, actuaciones que fueron totalmente ad honorem, como muestra de agradecimiento al legado musical del Rey del Chamamé.



En primera instancia, el Director de Músicos Curuzucuateños, Sebastián González, habló acerca de este homenaje, que fue uno de una serie de actos que se realizaron durante la tarde del domingo, y adelantó el festival de junio, también en memoria de Tarragó Ros, que se realizará en el predio del parque Martín Fierro, durante dos días, al estilo del festival del Puente Pexoa. Retomando la palabra el Sr. Intendente José Irigoyen, quien habló de la importancia de mantener viva la memoria del músico, y brindó palabras alusivas.

Las palabras del Intendente Municipal José Irigoyen: “Hoy como todos los años venimos a rendirle homenaje a este hombre, acordeonista, autor y compositor de tantas obras, y que sin duda alguna marcó un antes y un después en la vida cultural y musical de nuestra Ciudad”.

“Se cumplen 40 años de la desaparición física del Maestro, pero también en este mismo mes, se cumplen 30 años de la declaración como “Canción Oficial de este Municipio”, a la Canción “A Curuzú Cuatiá” compuesta por Don Tarrago Ros y Gregorio de la Vega, estrenada como tal, ese mismo año en la inauguración del monumento que honra su memoria”

“Aquí donde estamos ahora, en este mismo lugar comenzó su historia, la historia de este gran artista, creador de un estilo inigualable y mundialmente reconocido. Un artista a quien apodaron el Rey del Chamamé, porque su música ha trascendido fronteras, escuchándose en cada rincón de nuestra ciudad, de nuestra provincia, el país y el mundo”.

“Música que diariamente escuchamos de los fieles referentes tarragoseros como: Juancito Güenaga, Rubén Rodríguez, Matías Barbás y Antonio Taibo y sus Mensajeros del Chamamé. Don Tarragó Ros, el hijo dilecto de la Sucursal del Cielo, inspiración de tantos otros maestros, ha sido distinguido con varios discos de oro, discos de platino y consagrado como el artista chamamecero mas galardonado de la historia de este género musical, es curuzucuateño, es nuestro y vivió aquí donde lo estamos evocando, reconociendo su talento y valorando el arte que sus manos han sabido crear”.

“Por esto, tenemos que seguir transmitiendo, defendiendo y fortaleciendo los valores, las costumbres, y nuestras tradiciones, sobre todo valorando y brindándoles las herramientas necesarias al semillero de músicos virtuosos que afortunadamente tenemos”.

“Para que surjan nuevas figuras y que puedan andar por el “Camino del Arenal”, pasen por “El Galpón” de “Don Gualberto” y sean “El prisionero” de la “Granja San Antonio” y que de tanto en tanto cuando recuerden a su “Madrecita” digan bien fuerte “CURUZUCUATEÑO CO SOY CHAMIGO”.

Se prosiguió con la entrega de reconocimiento a músicos tales como Rubén Rodríguez, Matías Barbás, Antonio Taibo, Juancito Güenaga, y Juan José “Coty” Estigarribia. Asimismo, se reconoció a los integrantes de la “Escuela Tarragosera”, dirigida por el Músico Rubén Rodríguez, donde se destacaron Gonzalo Báez, José Báez, y Milagros Dalmazo, entre otros. Además, se reconoció al personal del museo “Tarragó Ros”, por la dedicación para mantener viva la memoria de nuestro Rey del Chamamé.

Luego, se proyectó un video sobre la vida de Tarragó Ros, realizado por la productora artística “Ramos Generales” y la Fundación Memoria del Chamamé, siendo la idea, realización y edición de Pedro Zubieta, video en el cual se narraba la vida musical del Maestro del Chamamé, de su discografía, y de su relación con otros grandes del género.

En cuento a lo musical, Victoria Canteros abrió el telón, con su acordeón, seguido por Olegario Miño, Milagros Dalmazo, Mariana Colman, y Antonio Taibo y los Mensajeros del Chamamé.
Seguidamente, subieron al escenario un improvisado, pero experimentado dúo de acordeones, como lo son Rubén Rodríguez y Matías Barbás, acompañados por Washington Esquivel y José “Coty” Estigarribia.

Para el cierre de la velada, se presentó en el escenario la joven promesa musical de nuestra ciudad, Exequiel Fernández, quien interpretó efusivamente varias composiciones del Rey del Chamamé, dando paso a continuación a Los Paisanos del Chamamé, que cerraron la noche a todo ritmo tarragosero.

Se encuentra en La Ciudad Noticias Espectacular homenaje a Tarragó Ros, a 40 años de su fallecimiento